Joselito conquista Asia

Joselito conquista Asia

03.FEB.2014

El jamón ibérico es, sin duda, el buque insignia de la marca España y cada vez está más extendido en todo el mundo. Joselito fue de las primeras marcas en iniciar el camino de la exportación de este producto a nuevos mercados, antes incluso que conceptos como “globalización” o “internacionalización” apenas representaran lo que significan hoy en día.


Joselito está presente actualmente en los mejores restaurantes y tiendas gourmet de 55 países en todo el mundo, con mercados transversales que van desde Australia, Europa, América o Asia. Es justamente en este último continente donde Joselito ha tenido una mayor expansión en los últimos años, con mercados ya consolidados como Japón, Hong Kong, Filipinas o Tailandia y otros como es el caso de China o Singapur de más reciente entrada.


La fascinación de todos lo que lo prueban no deja lugar a dudas, pero todavía en algunos países el desconocimiento de los productos ibéricos (por muy sorprendente que nos pueda parecer) es casi absoluto.  En Joselito invertimos muchos esfuerzos y recursos para dar a conocer y explicar un producto que es la joya de nuestra gastronomía, más allá de nuestras fronteras.


España exporta anualmente alrededor de 43.000 toneladas de jamones y paletas de todas las variedades, lo que representa unas ventas por importe de más de 260 millones de euros. Sólo el 10% del jamón curado español es de cerdo ibérico, pero en cambio es este producto el que establece la norma y refuerza el prestigio del país en los mercados extranjeros.


La expansión de Joselito en China empezó hace pocos años, después de superar numerosos controles sanitarios y exhaustivos exámenes por parte de las autoridades chinas, que dieron luz verde a la importación de nuestros productos al gigante asiático. La excelente acogida que hemos tenido y el reconocimiento por parte de los mejores restaurantes y chefs del país, ha sido tal que muchos ya han empezado a fusionar la gastronomía asiática con la cultura del jamón.


“El jamón tiene el obstáculo de que en China y en muchos países de Asia no hay expectativa de consumo y estamos creando un mercado que no existe, haciéndoles partícipes de nuestra cultura", asegura José Gómez, dueño de Joselito.


Aunque China es un país en el que el cerdo (en su raza autóctona) es un producto muy valorado por la población, la clave para poder apreciar y entender un producto de máxima calidad como Joselito es informar y educar bien al cliente. Contamos con equipos y profesionales en cada país que se dedican a la formación y divulgación, y también ofrecemos herramientas útiles y cercanas como nuestras páginas web www.joselito.com y www.joselitolab.com que se traducen a 10 idiomas, entre ellos el chino o el japonés.


Además, Joselito envía sus piezas a estos destinos en avión dentro de un envase aislante del frío de las bodegas de los aeroplanos, que le permiten mantenerse aislados de la humedad y la luz. Esta práctica es fundamental para que los jamones conserven toda su esencia y lleguen a estos países con su máxima calidad.


El jamón Joselito proviene de cerdos alimentados únicamente de bellota y que viven libres en las dehesas del suroeste de la Península, en donde disfrutan de unas tres hectáreas de campo por animal, lo que permite obtener un producto único de máxima calidad que no tiene fronteras.

LINKS